Pediculus humanus

10 de mayo de 2013 — Deja un comentario

… o lo que es lo mismo, piojos.

El pobre Aimar cogió la semana pasada una pequeña colonia de estos bichos tan molestos y que tanto picor dan. Ya nos venían avisando desde el colegio que habían detectado algunos casos, por lo que teníamos muchas papeleta para que Aimar los sufriera en sus propias carnes.

Lo peor de todo es aplicar los champús y geles famosos necesarios para eliminarlos en un niño de 4 años. Después de aplicarle un par de veces estos tratamientos, para evitar males mayores, y como recomiendan, le cortamos un poco más de lo normal el pelo con el fin de que estos bichos no quisieran acercarse al pelo de Aimar.

Total, que en una semana las liendres y piojos fuera. Asunto acabado…

… o no, hasta que Amaia se da cuenta que también los había cogido. Así que nada, trabajo doble.

Ahora parece que todo está en calma. Seguiremos unos días de vigilancia por si acaso.

Os mantendremos informados 😉

Filvit

Foto | Filvit

No hay comentarios

Sé el primero en comenzar la conversación.

Deja un comentario

Text formatting is available via select HTML.

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> 

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.